Thundercats; Más allá de lo evidente

Erizo Media
Posted on enero 23, 2021, 12:10 pm
4 mins

En cada capítulo te daban un toque de valor; hablaban de la amistad, la responsabilidad y el esfuerzo para alcanzar tus objetivos.

Por Adriana Barba

Para la niña que hay en mí que amaba a los Thundercats

Para todos los de mi generación que también los amaban.

Nací en los años ochenta, caray, el tiempo vuela, nos hacemos viejos. Parece que fue ayer cuando todas las tardes, después de hacer la tarea, me sentaba cerquita de la televisión a ver caricaturas, y cuando menciono esta palabra estoy segura que si yo grito esta mítica frase: “Thunder, thunder, thundercats”, sabrás muy bien qué contestar.

Los Thundercats o Felinos Cósmicos fue una serie que un día como hoy, 23 de enero pero de 1985, salió en la pantalla chica con un éxito increíble. Fueron cuatro temporadas de 1985 a 1989, con un total de 130 capítulos llenos de batallas épicas entre el bien y el mal, que robaron toda nuestra atención y se convirtieron en lo mejor de nuestros recuerdos de la infancia.

La trama trata sobre un grupo de felinos que huye del planeta Thundera porque está a punto de explotar debido a unas catástrofes naturales. Como el viaje era muy largo, se trasladan en unas cápsulas que detenían el crecimiento para llegar a su destino con la misma edad. Todas funcionan, menos la de Leon-O, que tiene que realizar un proceso de aprendizaje para convertirse en el líder del grupo.

Lo que más recuerdo eran los escenarios: El Cubil felino, El Castillo Plun-Darr y mi favorito, La Pirámide negra de Mumm- Ra. En Navidad del año 90, Santa Clos les trajo a mis primos El Cubil felino, y a todos los Thundercats, no lo podía creer, por primera vez ni caso le hice a las Barbies que me trajo a mí Santa. Tenía a Chitara, Pantro, Tigro, Felina, Felino y Snarf (el más chistoso) en mis manos, con el Leon-O nunca me dejaron jugar.

No voy a negar que el tiempo que tardaba Mumm-ra (uno de los villanos más famosos de la ciencia ficción) en convertirse en “El inmortal” me ponían la piel chinita. Ahora lo envidio, que maravilla sería que en cuestión de minutos estés joven y fuerte.

El guapo, joven y musculoso Leon-O contaba con uno de los objetos más importantes, que si la pudiéramos comprar ahorita por Amazon nos salvaría de muchas desilusiones. Les hablo de, “La espada del augurio” que con su ojo de Thundera te permite ver más allá de lo evidente, ¡qué chulada!

En cada capítulo te daban un toque de valor; hablaban de la amistad, la responsabilidad y el esfuerzo para alcanzar tus objetivos. Es más, dicen que en escuelas privadas de Estados Unidos los maestros pedían que los alumnos vieran un episodio de los Thundercats para el día siguiente comentar en clase lo aprendido.

Muchos años después que terminó la serie, en el año 2011 hicieron un remake con 26 capítulos que tuvo que ser cancelada por falta de interés del público.

Suena trillado, pero estábamos tan acostumbrados a vivir de prisa que casi no nos sentábamos a cerrar los ojos y recordar la infancia tan fregona que tuvimos, viendo caricaturas, en la calle con los cuates hasta altas horas de la noche, sin preocupaciones, donde éramos tan felices y no lo sabíamos.

Comentarios

Leave a Reply

  • (not be published)