Nuevas miradas de la fotografía callejera en Tijuana

  • 08 Dec, 2020
  • Tocho Morocho

Si fuera necesario definir la fotografía de calle, la respuesta corta sería que esta consiste en capturar imágenes en el espacio público, sin influir en el aspecto de los personajes y los objetos más allá de las decisiones técnicas y de composición. Sin embargo, no es del todo necesario encasillar o entrar en reduccionismos.

Hacer fotografía de calle resulta como una acción intuitiva, la fluidez de los espacios urbanos no permite al fotógrafo estructurar de manera mecánica la construcción de la imagen. Y es a partir de la intuición que el fotógrafo se podrá desenvolver en estos espacios.

La fotografía de calle se produce a partir de la cotidianidad de los espacios, Tijuana con su amorfa organización, multiculturalidad, las constantes transformaciones y resistencias que viven sus espacios da pie a encontrar a través de la fotografía singularidades que podrían reflejar un cierto ser.

[caption id="attachment_74140" align="aligncenter" width="2560"] Foto: Roberto Brito (@britography99)[/caption]

Antes de hablar de la estética de la imagen, la composición o el equipo para realizar fotografía de calle, es importante aclarar que nada de lo mencionado anteriormente define qué es o, qué no es la fotografía de calle. Esta corriente fotográfica puede afirmarse y a su vez contradecirse. Para hablar de ella sería más adecuado ubicar que no es, antes de lo que es.

La fotografía de calle no tiene un manual de pasos a seguir (y si existe, para el fotógrafo resultan más como puntos a tomar en cuenta), no es un proceso lineal, no hay una forma correcta o incorrecta de hacer fotografía de calle.

Sin embargo, existen puntos de referencia que podrían ayudar a crear un estilo, tales como fotógrafos, textos, arte, películas, otras corrientes de la fotografía, y la lista sigue. Al hablar de la fotografía de calle me gustaría hacer una relación que, aunque pareciera no existir, me parece que está de manera muy explícita.

[caption id="attachment_74142" align="aligncenter" width="2560"] Foto: Sandra Muñoz (@nosetomarfotos.jpg)[/caption]

Tijuana resulta ubicarse en un lugar en el que al igual que la fotografía de calle, es más sencillo proponer que no es antes de lo que es. Existen ya distintas concepciones sobre cómo podríamos denominar a Tijuana, laboratorio de la posmodernidad muy a lo Canclini, espacio de intercambios, espacio de conflictos; pareciera ser que la ciudad pide a gritos ser definida.

Si bien, los teóricos o estudiosos han dado en su momento una concepción acertada de la ciudad, pareciera la misma ciudad con el tiempo rechaza estas concepciones por sus constantes transformaciones en torno a la organización de la ciudad, el flujo de personas migrantes que van y vienen por la condición fronteriza de la ciudad, el intercambio cultural constante y un sin fin de fenómenos sociales que ocurren dentro de Tijuana.

[caption id="attachment_74139" align="aligncenter" width="2560"] Foto: Uriel Carrillo (@noquieroquemetomenfotos)[/caption]

Nuevas miradas

Desde hace un tiempo ya, han existido trabajos fotográficos que presentan una mirada sobre Tijuana, en su mayoría han sido trabajos realizados por fotógrafos o documentalistas que son ajenos a la ciudad y parten de una mirada externa.

Uno de los ejemplos más conocidos sobre fotografía callejera de Tijuana ha sido el trabajo de Alex Webb presentado en su fotolibro La calle: photographs from Mexico”, en este trabajo el fotógrafo comenzó a utilizar la fotografía a color, ya que el blanco y negro no lograba representar la vitalidad de los espacios y es como Webb logra acercarse más a las verdaderas fibras de la ciudad.

[caption id="attachment_74144" align="aligncenter" width="1080"] Foto: Mariela Torres (@depresion.tropical)[/caption]

Pero todo esto sucede alrededor de los 80 ́s y 90´s. En la actualidad han surgido en Tijuana un sinnúmero de fotógrafos y documentalistas con una nueva mirada hacia la ciudad, la cual también se ha encontrado en constantes cambios desde entonces.

Tijuana, una ciudad multicultural que por su condición fronteriza resulta acomplejarse en su organización social, espacial y por supuesto cultural. En los últimos años ha llamado la atención de muchos jóvenes fotógrafos que se desarrollan en esta misma ciudad. A través de la fotografía de calle estos jóvenes han presentado una mirada única y original de la ciudad, su gente y cotidianidad.

[caption id="attachment_74143" align="aligncenter" width="1334"] Foto: Javier Alejandro (@objetodemiradas)[/caption]

La identidad, la diversidad, el oficio y las singularidades de la vida cotidiana en esta ciudad es lo han logrado destacar estos jóvenes fotógrafos. Una comunidad nueva surge en estos últimos años con la urgencia de documentar lo que sucede en las calles de Tijuana desde una mirada propia, con un estilo propio.

Salir de la estereotipificación que la misma ciudad encierra y brinda a personas externas a la ciudad sobre la vida tijuanense, estos jóvenes buscan a partir de la fotografía presentar una mirada más íntima de la ciudad, representar una simplicidad que al echarle un ojo resulta ser más compleja.

Foto de portada: Hiram Medina (@elrochedetumyolastan)

Dile que te lleve al “Zacas”

Anterior

Dile que te lleve al “Zacas”

Violencia sexual contra las mujeres en la literatura; Una forma de protesta

Siguiente

Violencia sexual contra las mujeres en la literatura; Una forma de protesta