Deslealtad lingüística: Las lenguas en Baja California

Sahad Villegas
Posted on octubre 12, 2020, 9:48 am
7 mins

Es preciso descolonizarnos para darle la debida importancia a las lenguas maternas que hay en Baja California. Reivindicar nuestra identidad mediante el habla de las estas lenguas, olvidando por un lado la importancia que le damos a la lengua del país vecino, regresando a nuestros orígenes y cosmovisión.

De acuerdo con la página del Sistema de Información Cultural (SIC México), en Baja California existen cinco lenguas maternas, además de las obviedades del idioma castellano, las cuales son: Kiliwa, Pai Pai, Kumiai, Cucapá y Ku´hal.

Actualmente en nuestra sociedad, sucede con mucha frecuencia que se trate mal a una persona que hable una lengua materna y que no sepa hablar español. A estas personas se les trata con clasismo, cuando debería de ser todo lo contrario.

Las generaciones de estas lenguas ya no quieren enseñar su lengua materna por miedo al rechazo en la sociedad. Se pensaría que en pleno 2020 tendríamos una forma o perspectiva de querer colaborar, para que estas lenguas no desaparezcan.

Tenemos una herida en la lengua y por consecuencia perdiendo mucha riqueza en cuanto a la cultura que se remonta hasta nuestros ancestros antes de ser colonizados. Si rechazamos la lengua, también rechazamos nuestra historia y por consecuencia a nosotros mismos.

Los hablantes de  Kiliwa, pertenecen al grupo yumano de la familia lingüística del cochimí-yumana. El Kiliwa en nuestro castellano se traduce como los que se acurrucan. El kiliwa o ko’lew pertenece a la familia cochimí-yumana, la cual se habla en cinco localidades del municipio de Ensenada, Baja California. Esta lengua está a punto de desaparecer, ya que únicamente son tres personas las que lo hablan; ellos habitan en Arroyo de León, mismo lugar en donde nació la lengua.

Leonor es la última mujer hablante del kiliwa, ella junto a un cronista de Ensenada crearon un diccionario ilustrado para cualquiera que decida consultarlo, puede hacerlo AQUÍ

Los hablantes del Pai Pai, también pertenecen a la familia lingüística cochimí-yumano, ellos llaman a su lengua jaspuy pai, la cual tiene como significado: personas no lavadas o personas no bautizadas. En la página oficial de Gobierno de México, se detalla la siguiente información:

“La lengua pai pai se habla en un municipio de dicha entidad. En esta área, el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), a través del XII Censo General de Población y Vivienda 2000, identificó una localidad, en la cual 54.29% de la población habla pai pai; dicha localidad ha sido marcada en esta carta. El pai pai colinda al noreste del área con el cucapá y comparte con el kiliwa y el kumiai el territorio del municipio de Ensenada, Baja California”.

Los hablantes del Kumiai, también conocido como kumeyaay, el cual significa en castellano los que se enfrentan al agua de un acantilado. Es importante mencionar que entre ellos se hacen llamar ti´pai y su traducción en el castellano significa “gente”.

Se ubican al sur de Estados Unidos y en el noroeste de Baja California. En Estados Unidos, son mejor conocidos como Native Americans. En México son 221 los hablantes que quedan del Kumiai, mientras que en Estados Unidos son 250.

Los hablantes del Cucapá, que quiere decir gente de agua, habitan en el noroeste de Baja California y en Arizona. La UNESCO menciona que son 300 los hablantes que quedan en México, y mil en Estados Unidos. Por lo que es considerada una lengua de alto riesgo.

Un dato curioso y peligroso es que gracias a la pesca que realizan en La Laguna Salada, lo han usado como sustento para sobrevivir, aunque lo triste del asunto es que cada vez el gobierno les pone más trabas para poder realizar su pesca. Un experto en el tema comenta lo siguiente:

“No sólo es viable continuar explotando la pesca de la curvina, sino que el porcentaje que capturan los cucapá es aproximadamente un 10 por ciento de la cuota recomendada, lo que acredita que la pesca realizada por dicha comunidad indígena, aun cuando la realizarán en la Zona Núcleo de la Reserva, no rompe el equilibrio ecológico ni amenaza la extinción de la especie, sino por el contrario, la trascendencia que guarda la pesca para ese grupo étnico, no sólo deriva del aspecto económico, al ser su medio de subsistencia, sino por formar parte de sus costumbres y tradiciones”.

Los hablantes del KU ́ AHL, es una también una lengua perteneciente al grupo yumano-cochimí. Es una lengua con altísimo riesgo, ya que solamente quedan dos hablantes. Es la lengua con más riesgo a desaparecer en todo México, las dos hablantes que quedan son dos mujeres, tía y sobrina. Teresa y Daria luchan para no dejar morir su lengua, y exista un registro de ello. Siendo así, crearon un museo llamado Museo KU´AHL, este museo se ubica en la Misión de Santa Catarina.

Comentarios
Sahad Villegas
Actualmente estoy cursando el último semestre en la carrera de Lengua y Literatura de Hispanoamérica. Nacida en la enigmática Ciudad de México, a mi corta edad de 9 años me fui a cumplir el sueño americano en San Diego. Soy una persona transfronteriza, radico en ambos países y en ocasiones el spanglish suele fluir con mucha frecuencia en mi vida cotidiana. Quizá algún día me puedas ver interpretando una canción de José José en algún karaoke o bar de la ciudad ó bailando una cumbia guapachosa.

Leave a Reply

  • (not be published)